Este fin de semana largo, que se extendió desde el viernes 24 al martes 28, más de 2.000.000 personas viajaron por el país según la Confederación Argentina. En comparación al pasado año, el feriado de carnaval movilizó el 4,9 % más de turistas pero el gasto cayó un 1,3 %.

Aunque la temporada turística venía con altibajos, el primer feriado largo del 2017 hubo más de 2.000.000 personas que viajaron por toda la Argentina, un 4,9 % más que el año pasado.

Este fin de semana fue muy bueno para muchos operadores turísticos, que declaran una temporada de verano con muchos altibajos y con una gran competencia. Los destinos más  competitivos este 2017 y que captaron una gran masa del público argentino fueron, Chile, Brasil y Uruguay, principalmente,

El promedio de la estadía, según CAME, es igual a la del año anterior con unos 3,8 días. Se observa sin embargo una gran disparidad de permanencia, ya que algunas ciudades reportaron 3 días, otros 4,7 días. El desembolso promedio diario en tanto, rondó los $680 por turista, 29,6 % por encima del mismo fin de semana del año pasado ($525).

Frente al mismo fin de semana del 2016, el gasto directo total creció 35,8 %, pero si se quita el efecto inflación de un 37,7 % la caída es de un 1,3 %. De acuerdo con este relevamiento realizado por la CAME en más de 40 ciudades turísticas de la Argentina, las ventas de los comercios ligados al sector turístico bajaron 2,5 % frente al mismo fin de semana del año pasado.

Las zonas más visitadas fueron la Costa Argentina, Córdoba, Entre Ríos y Misiones con las Cataratas como marca internacional.

Consideraciones Generales

Tras una temporada retraída en materia turística, los empresarios del sector apuntaron al feriado de Carnaval para dar un impulso a la actividad y no fallaron, ya que lograron que durante 4 días se movilizaran en la Argentina más de 2.150.000 turistas en la Argentina.

Si bien la cantidad de gente fue similar a la del 2016, este año se visualizó una gran movilidad de los viajeros, de ciudad en ciudad, un movimiento que hasta entonces no se había visualizado durante el feriado de Carnaval.

En general, el buen tiempo ayudo a que la fecha se tornara buena, pero también la capacidad de organización del sector turístico en general, que en las distintas ciudades de todos el país se movilizó creando actividades y eventos, alusivos al carnaval, que propicien la concurrencia.

Este 2017 se conforma como el séptimo año consecutivo que Argentina vuelve a festejar los carnavales, después de casi tres décadas de estar desaparecido del calendario de feriados y festividades de Argentina.